top of page

De tu energía hacia afuera



La consciencia y la energía están por encima de lo físico, pues lo físico en sí está compuesto de energía, lo vemos en los átomos, que realmente son energía ordenada de cierta manera, ¿si nos vamos al fondo de un átomo qué encontramos?...


Esto lo expreso pues el tipo de energía que emano a través de nuestras emociones, sentimientos... de nuestra consciencia, impacta más a largo plazo en mi cuerpo, en mi entorno y en mis circunstancias.


A veces creemos que sólo a través de la acción, la disciplina y el sacrificio es como moldeamos nuestras circunstancias, sin embargo, conforme vas evolucionando y te vas haciendo más conciente y sensible a tu propia energía vas comprobando cómo los mejores resultados vienen de encontrar puntos de equilibrio que te genera la misma guía de la sensación de la energía al realizar alguna acción, ya sea en el ámbito físico o emocional.


Por ejemplo, si queremos tener un cuerpo saludable podemos pensar que teniendo una dieta súper disciplinada y limitada lograremos estar en forma y saludables, es un camino que sin duda puede dar resultados, sin embargo ¿a costa de qué? si estamos constantemente generando estrés por estar en una lucha de que no puedes comer nada que se te antoje ni salirte del régimen, ese estrés genera un tipo de energía poco saludable, y esto aplica para todo lo que realicemos, no se trata de nunca esforzarse ni de nunca estresarse pues esa idea de entrada ya genera estrés paradójicamente, como siempre, es encontrar el equilibrio.


El equilibrio radica en que si aprendes a escucharte notarás que todo exceso o carencia viene de algún desorden interno, lo cual es un tipo de energía y se refleja en nuestros patrones, ya sean autodestructivos o nutritivos, una persona sana no necesariamente es impecable en todos aspectos, es alguien que sabe moverse en su entorno sin caer en excesos, puede hacer de todo siendo conciente, esto te hace autónomo y sientes esa libertad y falta de juicio pues no hay acción, habito o estilo de vida malo particularmente si estas en armonía contigo eres conciente de hasta donde y esa autonomía de no estar en conflicto con nada genera un tipo de energía, es pura energía positiva que impacta tu persona en todos aspectos, es decir tu vibración en general.


Retomando el ejemplo de la dieta, una persona que en lugar de ponerse una dieta super estricta, sabe escucharse y es conciente, puede comer de todo, sabiendo hasta donde, cuando, y equilibrando alimentos nutritivos con la comida chatarra que pueda de repente encontrarse bajo cierto escenario, a su vez comer en exceso le generaría estrés, es decir, energía negativa, este ejemplo aplica para todo ámbito, no se trata de que te vayas a un extremo o al otro, sino saber surfear en la dualidad de este mundo, mientras sientas esa coherencia interior siendo una persona sana emocionalmente, no necesitas creer en nada, simplemente eres conciente y sabes hasta donde, teniendo esa libertad de moverte en todo tipo de acción, habito o ambiente teniendo noción de hasta donde tú mismo sientes adecuado, sin exceso ni carencia de nada, por lo que uniendo esa dualidad de lo "bueno" y lo "malo", tu conciencia esta por encima y entonces todo lo transforma en una experiencia completa que siempre te hace bien :)

Comments


Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags
No hay tags aún.
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
bottom of page